Blog

"De arroz siempre se comerá"

Los cocineros no acostumbran a desvelar los secretos de sus platos, pero de vez en cuando no hace daño dejar escapar la llave de alguna receta. Este sábado Pere Tàpias nos invitó a hablar de arroces con carne en su programa “Tàpias variades” de Catalunya Ràdio, una buena ocasión para dar consejos que en los fogones de Can Jubany siempre nos han funcionado. Consejos como por ejemplo que si queremos conseguir un arroz de conejo delicioso, lo mejor es conseguir un animal cazado en el bosque y cocinarlo lentamente para que se reblandezca. O que el arroz de capipota está pensado para ser comido como plato único y que, para que quede delicioso y aromatizado, a mitad de la cocción podemos añadir un zumo de naranja. Pero sin lugar a dudas, el arroz más popular es el clásico y de siempre: con costilla, conejo, butifarra y pollo, cada vez mas deshuesado porque nos hemos acostumbrado a la comida de ministro. Pep Poblet también estuvo en el estudio durante todo el programa y, con su saxo, marinó música y cocina a medida que las recetas iban surgiendo: notas valencianas para ilustrar el arroz paseado del cual hablaba una oyente, o una melodía fúnebre para el arroz de cementerio que otro fan del “Tàpias variades” prepara cada Sant Esteve con el sofrito del pollo de Navidad. Y antes de despedirnos de Pere tocó desvelar un último secreto y sacar una conclusión: el secreto, que nos gusta cocinar los arroces en los fogones pero acabarlos en el horno, para darles un toque crujiente final y un aspecto que hará que nos los comamos por la boca pero también por los ojos. Y por lo que se refiere a la conclusión, que de arroz siempre se ha comido, todavía se come, y siempre se comerá.

Receta de arroz de pichón de Nandu en la web del "Tàpias variades"
Escucha el programa aquí

Botifarra para comer

Hace ya siete años que el Dijous Gras se celebra en Vic como una gran fiesta, y nosotros siempre la vivimos con intensidad. Este año no faltamos a la carpa comedor que se instaló en la plaza Major para reivindicar el papel del cerdo en la gastronomía de Osona. Y fieles a la canción que dice que 'el Dijous Llarder botifarra comeré', nos esforzamos para que nadie quedara sin poder cumplir la tradición. Cocinamos hasta 350 quilos de botifarra, 100 de botifarra de huevo y 175 de negra, además de 100 quilos de chicharrones, 160 de costilla de cerdo y 150 de panceta. Y todo esto sin contar los huevos, los panecillos, las ensaladas o las canales de los tres cerdos ecológicos que necesitaron casi 24 horas para estar listas. Todo, para lamerse los dedos!

< 1 2 3 4 5 6 7 >